© EL MUNDO / EL DIA DE BALEARES
Sábado, 27 de marzo de 2004
 
'Black is back': vuelven Los Bravos

El mítico grupo presentó en Palma una gira con la que regresan a los escenarios 20 años después

MARCOS TORÍO

PALMA.- Dos décadas han pasado desde que Los Bravos se retiraran de los escenarios, después de otras dos en activo. Los 60 fueron testigo de su encumbramiento como el conjunto español de mayor éxito internacional de aquellos tiempos. Tiempos que intentan recuperar volviendo a la escena musical con la gira «El retorno de Los Bravos» que les llevará por ciudades de toda España durante 2004 y que presentaron ayer en Palma. El estreno será el próximo 4 de abril en la Feria del Disco de Barcelona. Regresan los ritmos sesenteros para unos 'sesentones' en plena forma.

Los Bravos siguen teniendo a tres de sus fundadores como cabezas visibles, el cantante Mike Kennedy, el bajista Miguel Vicens y el batería Pablo Sanllehí. A ellos se han unido Fernando Blanco y Francisco Beltrán, en lugar de los componentes fallecidos Manolo y Toni Martínez.

En plena forma

Aunque como bromeó Mike Kennedy, «los chicos con las chicas se han transformado en yayos y yayas», los seguidores esperan volver a disfrutar de temas como el mítico Black is black, La moto o Bring a little loving y poder recodar así «el día que conocieron a su pareja». Pero «como no se puede vivir sólo del ayer» incluirán otras canciones que pasaron desapercibidas y pretenden recuperar.

El reclamo nostálgico no va a traer cambios en el sonido de Los Bravos. «Retomamos la música con los mismos parámetros que la dejamos, en el mismo estado porque esta llama no se apaga», explicó Pablo Sanllehí.

No les preocupa la idea de aguantar una gira ahora que, como reconoció Kennedy, son unos «yayos». El solista resolvió la duda con un reto al periodista: «Ahora mismo te hago 80 flexiones. ¿Echamos una carrera?». Bromeó además al asegurar que Los Bravos volvían por «la pasta y por las tías».

La recuperación del grupo, sin embargo, tiene su origen en la biografía que Guzmán Alonso empezó a escribir sobre ellos hace ahora tres años. El libro, titulado Los Bravos, recuerdos de una leyenda se presentará el 23 de abril y se trata, según Sanllehí, de un «trabajo minucioso, muyreal y extremadamente exacto que deparará sorpresas».

Los Bravos reconocieron la «sana y necesaria rivalidad» que existía y «sigue existiendo» entre otros grupos de su época. Mike Kennedy recordó a Los Sirex, Pequeniques o Fórmula V, aunque para el hipotético caso de una gira conjunta escogería a Los Brincos, con cuyos miembros, «unos chavales cojonudos», sigue manteniendo contacto.

En la música nacional actual reconoció que existen «valores impresionantes», aunque no escatimó críticas hacia La oreja de Van Gogh porque «seguro que ni saben por qué se cortó la oreja» o para Bunbury que «se cree Jim Morrison». En la lista de admirados, el cantante incluyó a Luis Eduardo Aute «porque tiene una gran capacidad y sigue siendo joven» y lo escogería además para componer y producir nuevas canciones del grupo.

«¿Sentirnos viejos nosotros?» respondió con una pregunta el bajista. «Imposible, después de actuar como teloneros en el 95 cumpleaños de Compay Segundo en Cuba y de verlo en el escenario como si nada a esa edad».