Una vez más Los Bravos vuelven. Casi otros veinte años despueés desde que lo hicieran por última vez, en 1986, para celebrar el XX Aniversario de su aparición en la escena musical.
El grupo que universalizó nuestro pop-rock tocando en los principales circuitos internacionales y triunfando en sus listas de éxito, televisiones y radios; que en nuestro pais marcó la banda sonora de un tiempo cargado de promesas, está de nuevo entre nosotros.
Y retornan asumiendo la experiencia de todas sus etapas:

- La que va de 1966 a 1968, con sus éxitos espectaculares como “No sé mi nombre“, “Black is Black“, “La moto“, “Bring a little loving“; las películas Los chicos con las chicas, Dame un poco de amooor y el cortometraje Los locos bravos. Sin duda la etapa de más acumulación de gloria, si bien con episodios trágicos como el impresionante suicidio del organista, Manolo Fernández, en la primavera de 1968 y decisivos desencuentros, como la escisión de Mike del grupo para emprender su carrera en solitario como Mike Kennedy.
- La que transcurre entre 1969 y el otoño de 1971, etapa de transición y reasentamiento de Los Bravos, con cartas de presentación como “Individuality“ cantada por Bob Wright, éxitos también internacionales como “People talking around“, con Anthony Anderson como solista y los cortometrajes “Amor y Simpatía“ y “Los Bravos cantan..“
- La etapa menos conocida, entre finales de 1971 y 1974, capitaneada por Toni Martínez como único miembro fundador de Los Bravos, acompañado de músicos que forman parte de la renovacíon del pop-rock español de los años setenta, cuyo título más conocido es “Mamarimba“
- La transcurrida entre 1975 y 1976 con una reestructuración de Los Bravos bajo la tutela de Toni Martínez y con la vuelta de Mike. Una reunión que tiene como título estrella la canción “Never, never, never“.
- Finalmente la correspondiente a la celebración del XX aniversario y el disco 'Bravos forever' – una recreación de los principales temas de su primera etapa – que reagrupaba de nuevo a Los Bravos fundadores, a excepción de Pablo Sanllehí.

Ahora, con el balance y la experiencia de todos estos años, los tres miembros vivos de los originarios Bravos se suben de nuevo a los escenarios:

ˇ Pablo Sanllehí cumpliendo su promesa de 1971 de que el único grupo para el cual volvería a coger las baquetas sería no otro que Los Bravos.

ˇ Miguel Vicens atestiguando su ilusión siempre inacabada con expresiones como “tercera juventud“, mientras enarbola su bajo vigoroso.

ˇ Mike Kogel, o Kennedy, como ustedes quieran, citando de vez en cuando el título de su último disco 'Mucho más que música', como aproximándonos a la raíz de la que proceden Los Bravos.

Sí, en 2004 Los Bravos están de nuevo en los escenarios, para mostrarnos cómo se tocaba, cómo se toca. Hasta ahora han hecho un puñado de actuaciones en Cuba en el último aniversario de Compay Segundo; en Galicia; en Ibiza y en Mallorca.
Quien los ha visto cuenta que suenan a verdad, que tienen el perfil de lo genuino, que siguen ahí, con esa capacidad con la que pocos cuentan de ser reencontrados, con la mágia de ser descubiertos. Y nosotros nos congratulamos de que una vez más reúnan esa mezcla de garra y sorpresa que siempre los distinguió y que podamos vivirlo tal vez la semana que viene.

por Guzmán Alonso Moreno - marzo 2004

LOS BRAVOS retornan LOS BRAVOS retornan!